Autobiografía y el profesor que me gustaría ser.

En un curso del ICE de la Universidad de Sevilla sobre Coaching en la enseñanza universitaria impartido por Goyo Manfreut de GoTime me han pedido que escriba una breve autobiografía y que describa cómo me imagino como profesor, o sea, cual sería mi ideal como docente.  El objetivo de esta actividad de coaching es crear la motivación suficiente para llevar a cabo los cambios necesarios para conseguir el objetivo de ser un mejor profesor.

En realidad estas tareas las deberíamos llevar a cabo en un cuaderno, pero como ya no acostumbro a escribir a mano, prefiero hacerlas en mi blog. Además, al hacerlas públicas, igual le sirven a alguien.

Mi autobiografía no es nada reseñable. Nací en Sevilla donde viví hasta terminar los estudios universitarios. Después marché un año a EEUU para cursar un máster en Lingüística. Como mi objetivo era ser docente universitario me embarqué en la aventura de cursar un doctorado. Ya que obtuve una beca predoctoral que lo permitía, me volví a marchar desde verano de 1989 hasta finales de 1992 a EEUU donde cursé las asignaturas de un doble doctorado en Lingüística y Ciencia Cognitiva. En 1993 conseguí una plaza de profesor asociado en la Universidad de Huelva, donde estuve hasta 1997 impartiendo asignaturas de Lingüística Inglesa. A partir de 1997 he estado dando clase en el departamento de Lengua Española de la US, en el área de Lingüística General.

Tardé bastante en terminar mi tesis doctoral, que se puede leer aquí:

http://elies.rediris.es/elies11/

A lo que me he dedicado fundamentalmente ha sido a mi tarea docente, pero no fue hasta 2011, tras volver de una estancia de más de un año en la Universidad de Islandia, que no me empecé a dar cuenta de lo equivocado que estaba en mis ideas sobre lo que un docente tiene que hacer.

Desde entonces estoy embarcado en un proyecto de renovación docente que me está convirtiendo en el docente que me gustaría llegar a ser y que me está costando mucho esfuerzo, pero que me está acercando a lo que sería mi docente ideal. Este blog es resultado de ese proceso y a la vez cuaderno de bitácora del mismo.

Para mí el docente ideal es alguien que conoce bien a su alumnado y que sabe guiarle y facilitarle el proceso de aprendizaje, que contribuye a crear un ambiente de trabajo en clase en el que el alumnado se siente a gusto y da todo lo que puede de sí en un trabajo arduo y con ahínco. El docente ideal debe saber también que tiene que dejar el control de muchos aspectos en su alumnado.  También debe poder usar las nuevas tecnologías y las redes sociales de una forma efectiva porque el aprendizaje debe ser ubicuo y permanente.

Además, nos han pedido que elijamos los 10 valores fundamentales para nosotros de una lista. Yo he elegido estos:

Entusiasmo

servicio a los demás

pasión

vocación

trabajar bajo presión

sinceridad

sabiduría

salud

compromiso

innovación  

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: